Atahualpa del Cioppo





Atahualpa del Cioppo (1905-1996), director de teatro y pedagogo uruguayo, considerado uno de los pilares básicos del actual teatro latinoamericano junto a Enrique Buenaventura, Santiago García y Augusto Boal.
Su trayectoria profesional aparece vinculada, casi en su totalidad, a la gestión y dirección de los espectáculos del teatro El Galpón. Sus montajes, siempre elegantes y polémicos, abundan en comparaciones históricas, citas visuales refinadas e imágenes cercanas y bellas. Son espectáculos abiertos, siempre ocupados en comprender y transformar la realidad. El teatro uruguayo de la segunda mitad del siglo XX y por extensión el latinoamericano (y en algunos casos el español) son herederos directos de sus enseñanzas.
A finales de la década de 1970 y principios de la de 1980, por presiones de los militares uruguayos, El Galpón y Atahualpa tuvieron que dejar la sala, sus casas y en algunos casos sus familias para salir del país y trasladarse como grupo teatral asilado en México. Este exilio, que se prolongó por varios años, no pudo acabar con su producción teatral y teórica.
Durante muchos años la mayoría de sus montajes recurrían a textos de Bertolt Brecht, por ejemplo: Un hombre es un hombre (1926), La vida de Galileo Galilei (1938-1939), El círculo de tiza caucasiano (1944-1945), El señor Puntilla y su criado Matti (1948) y Schweik en la II Guerra Mundial (1978). También dirigió espectáculos escritos por autores uruguayos como Mario Benedetti. Después de algunos montajes de obras del absurdo o líricas, se centró en la producción de teatro épico.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Entradas populares

Agrégame en tu blog

Seguidores